Ainhoa Máximo

9 noviembre, 2015

Tarta tres chocolates [versión Mini] paso a paso

¡Buenos días!

Seguro que muchos de vosotros, ahora que se están acercando las Navidades, ya estáis planeando con que platos y dulces vais a sorprender a vuestras familias en las cenas y comidas de fiestas. O ¿Soy yo la única rara que ya está pensando en ello?

Para hoy os he preparado una Tarta Tres chocolates [versión Mini] con la que podréis sorprender a vuestros familiares y amigos, quedar como unos verdaderos pasteleros, sin la necesidad de tener grandes artilugios ni muchos conocimientos culinarios! ¿Queréis verlo?

tartas-mousse-chocolate-9r

Cada vez están más de moda estas pequeñas tartas tipo mousse con formas y presentaciones delicadas. Pero, sobretodo, lo que más llama la atención de ellas son sus brillantes y lisos glaseados. Casi puedes verte reflejado! Así pues, éste es mi objetivo para hoy: enseñarte a elaborar un glaseado brillante de chocolate, bajo el cual se oculte una suave y esponjosa tarta mousse.

Os explicaré cómo elaborar una tarta de tres chocolates, compuesta por:

  • Una base de fino bizcocho de chocolate con leche
  • Una mousse con intenso sabor a chocolate blanco
  • Un glaseado efecto espejo de chocolate negro (ésta última receta, la del glaseado, ésta ligeramente modificada de la original de David Pallàs y su libro “Pasión por el chocolate” – un indispensable en mi cocina!).

Y elaborada en el aclamado molde Pillow de Silikomart Professional. Podéis comprobar lo fácil que es de usar mirando el vídeo.



tartas-mousse-chocolate-11r

Receta Mini Tartas Mousse de tres chocolates

INGREDIENTES

Para la plancha de bizcocho de chocolate con leche:

  • 1 huevo
  • 20 gr. azúcar blanco
  • 30 gr. harina
  • 40 gr. chocolate con leche

Para la mousse de chocolate blanco:

  • 1 clara de huevo
  • 20 gr. azúcar blanco
  • 200 ml. nata para montar 35%m.g.
  • 180 gr. chocolate blanco
  • 3 hojas de gelatina

Para el glaseado de chocolate negro:

  • 60 ml. nata para montar 35%m.g.
  • 90 gr. azúcar blanco
  • 30 gr. cacao en polvo
  • 2 hojas de gelatina
  • 15 ml. agua templada
  • 15 ml. agua muy fría

tartas-mousse-chocolate-10r

PREPARACIÓN

De la plancha de bizcocho de chocolate con leche:

-Precalentamos el horno a 180º con calor arriba y abajo.

-Deshacemos el chocolate con leche al baño María o bien en intervalos de 20-30 segundos en el microondas. Estad atentos para que no se os queme! Reservamos.

-En un bol, batimos el huevo junto al azúcar blanco hasta que la mezcla blanquee y adquiera aire. Incorporamos la harina y mezclamos suavemente con movimientos envolventes.

-Añadimos el chocolate con leche ya templado y volvemos a remover. Todo debe quedar bien integrado.

-Volcamos nuestra masa dentro de un molde (18cm aproximadamente) o bien forramos la bandeja del horno, engrasamos y lo volcamos directamente así. Como es muy poca cantidad de masa, se hornea muy rápidamente, en unos 12-15 minutos está lista.

-Dejamos la plancha de masa enfriar sobre una rejilla y pasado éste tiempo, recortamos pequeños rectángulos de la medida de nuestras tartitas, para así luego colocarlas como base dentro del molde.

De la mousse de chocolate blanco:

-En un bol, colocamos un poco de agua muy fría y remojamos las hojas de gelatina. Deben quedar bien cubiertas y estar unos 10 minutos aproximadamente.

-Empezamos montando la clara de huevo, a velocidad alta. Cuando esté semi montada (tenga más cuerpo y un tono cada vez más blanco), añadimos el azúcar, poco a poco y con la ayuda de una cuchara, sin dejar de batir. Seguimos montando a velocidad alta hasta conseguir un merengue blanco, brillante y muy firme. Reservamos en la nevera.

-En otro bol, semi-montamos la nata (excepto 30 ml, que utilizaremos más tarde). Para ello, necesitamos que la nata esté muy fría, sacada directamente de la nevera. Vamos aumentando la velocidad progresivamente, hasta obtener una consistencia más cremosa, pero sin la necesidad de que tenga una consistencia muy firme. Reservamos en la nevera.

-Con la ayuda de nuestro microondas, o bien al baño María, derretimos el chocolate blanco. Hay que tener mucho cuidado, éste chocolate es más delicado y puede quemarse con un despiste de 10 segundos! Removemos para atemperarlo ligeramente y reservamos a temperatura ambiente.

-Colocamos la nata en un vaso o bol y la calentamos bien. Le añadimos las hojas de gelatina previamente hidratadas (debéis escurrirlas bien, primero con la mano al sacarlas del agua y luego las ponéis en un poco de papel de cocina para que acaben de sacar el agua restante, entonces las incorporáis a la nata caliente). Removemos con una cuchara para que se deshagan por completo. Y ésta mezcla se la incorporamos al chocolate blanco. Removemos hasta obtener una pasta, de manera que también vaya bajando su temperatura.

-Entonces, sacamos la nata de la nevera y la incorporamos a nuestra mezcla, con la ayuda de una espátula y realizando movimientos envolventes. Veréis que la mezcla se vuelve más cremosa y con un color más blanquecino.

-Ahora, realizamos lo mismo pero con el merengue.

-Repartimos nuestra masa en los 8 compartimentos de nuestro molde Pillow, sin llegar a llenar del todo (aproximadamente 3/4 de su capacidad). Y antes de meterlo en el congelador, colocamos en cada uno de los compartimentos una de las bases de bizcocho de chocolate con leche que hemos preparado y cortado. Presionamos ligeramente para que se adhiera a la masa y no queden burbujas de aire.

-Metemos en el congelador durante un mínimo de 4 horas.

tartas-mousse-chocolate-6r

Del glaseado de chocolate negro:

-Empezamos preparando todos los ingredientes necesarios, a temperatura ambiente.

-En un bol con agua muy fría, colocamos las hojas de gelatina para hidratarlas. Deben estar unos 10 minutos aproximadamente.

-De mientras, en un cazo juntamos el azúcar, el agua templada y la nata para montar. Con la ayuda de unas varillas, removemos para que los tres ingredientes se integren bien entre ellos.

-Llevamos nuestro cazo al fuego, a temperatura media, controlándolo bien con la ayuda de nuestro termómetro de azúcar. La mezcla debe alcanzar los 80º exactamente, y debemos evitar que llegue a ebullición (si ésto pasa es porque habéis superado la temperatura y el fuego está muy caliente!). En dicha mezcla, el azúcar se deshará y la mezcla adquirirá un tono más amarillento y una textura líquida. Lo retiramos del fuego justo en el momento en qué nuestro termómetro marque dicha temperatura.

tartas-mousse-chocolate-paso-a-paso-2r

-Incorporamos el cacao en polvo y removemos enérgicamente con unas varillas de mano. Hay que estar atento para que no queden grumos. En el caso de que veáis que la mezcla no ha quedado bien integrada, podéis acabar de mezclarla con la ayuda de un túrmix, asegurándonos de que los posibles grumos desaparecen por completo. Debemos conseguir una mezcla muy suave, fina, muy bien integrada para conseguir un resultado perfecto!

-Con la ayuda de un poco de papel de cocina, escurrimos bien las hojas de gelatina que teníamos en agua muy fría. Quitamos el exceso de agua y las incorporamos a nuestra mezcla. Removemos de nuevo hasta que estén totalmente deshechas. Éste ingrediente aportará más firmeza a nuestro glaseado y permitirá que, al verterlo sobre las tartitas, éstas queden perfectamente cubiertas.

-Finalmente, incorporamos el agua fría. Removemos con movimientos envolventes y suaves y dejamos reposar a temperatura ambiente.

-Al bajar su temperatura, el glaseado probablemente cogerá cuerpo y densidad. No hay problema… cuando queráis usarlo, sólo tenéis que calentarlo ligeramente al fuego o en el microondas, remover con una cuchara o unas varillas y dejar reposar unos minutos antes de usarlo para glasear nuestras tartitas. La temperatura ideal para usar nuestro glaseado es sobre los 30º. En el caso de que no tengáis termómetro de azúcar, notaréis que al tocar el glaseado, éste no quema pero tampoco está frío y al alzarlo con una cuchara, desliza perfectamente sin dejar marcas ni ondulaciones al caer.

tartas-mousse-chocolate-paso-a-paso-1r

CÓMO GLASEAR?

-Lo primero que debemos hacer es desmoldar nuestras mini tartas. Para ello, las sacamos del congelador y con mucho cuidado empezamos a retirarlas de nuestro molde. Os aconsejo dejarlo unos minutos antes de desmoldar e incluso mojar un poco la superficie del molde con agua caliente antes de sacar nuestras tartas. Os aviso de que estamos trabajando con una mousse y, por lo tanto, son tartas delicadas así que nada de movimientos bruscos ni empujones con los dedos… hay que hacerlo con cuidado y mucha tranquilidad.
-Colocamos nuestras mini tartas sobre una rejilla, la cual a su vez deberá estar elevada y contener un recipiente debajo (la bandeja del horno, un plato hondo…) donde caerán las sobras de nuestro glaseado. Debéis dejar espacio entre las tartas, que no se toquen entre ellas para evitar que se estropee el glaseado.

-Empezamos a glasear nuestras tartas: sin que deje de caer glaseado (es decir, sin parar el movimiento de nuestra mano y el control de la jarra) vamos vertiendo nuestro glaseado encima de cada una de las tartas. Empezamos por un extremo y vamos llegando hasta el otro, asegurándonos de que el glaseado cae por todos los laterales y llega a la parte inferior de las tartas.

-Cuando acabamos de glasear una de nuestras tartas, dejamos que el glaseado que sobra vaya cayendo al recipiente que hemos puesto debajo. Si lo veis conveniente, podéis dar ligeros golpecitos a la rejilla para ayudar a que caiga el exceso de glaseado.

-Continuamos glaseando cada una de las tartitas hasta tenerlas todas listas.

-Las dejamos sobre la rejilla durante unos 15 minutos y veréis como el glaseado va adquiriendo más firmeza. Entonces, es el momento de decorar nuestras tartas con lo que más os guste. Yo os recomiendo algún fruto rojo o fruta ácida que contrareste con el dulzor del chocolate y algún pequeño detalle que contraste cromáticamente con el glaseado oscuro.

tartas-mousse-chocolate-glaseador

Print Friendly

Por supuesto, podéis aumentar las cantidades de las tres elaboraciones para convertir esta propuesta en una tarta mousse de gran tamaño. Eso sí, sólo apta para los más golosos y para ocasiones en las que merezca la pena lucirse!

Espero que os haya gustado mi receta de hoy, que os decidáis a prepararla e incluso reversionarla. Pero sobretodo, espero ver vuestros resultados y se convierta en un infalible de estas fiestas que están por llegar!

Hasta pronto,

Ainhoa.

Para hacer esta receta, hemos utilizado...

Esta receta tiene 3 comentarios

  1. Encarni

    Me ha encantado la receta y queria preguntar de cuantos gramos son cada hoja de gelatina.Gracias,

  2. cheapest fut 16 coins

    Do not push me.

  3. u4fifa twitch

    Leave me alone !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *